El chef Nº 1 de América Latina está en el país

15 septiembre, 2015
Virgilio y el terere dos

Virgilio Martínez, probando un refrescante tereré. Fue durante la feria Mistura, que se desarrolló en Lima Perú. La foto fue tomada por Teresita O´Hara con quién recientemente se encontró en la capital peruana y quien le hizo probar nuestra refrescante bebida típica.

Esta madrugada llegó al país,  de Lima Perú, Virgilio Martínez, el chef peruano que está considerado hoy en día como el mejor de Latinoamérica y uno de los mejores del mundo. Viene para dictar una conferencia en el marco de un importante encuentro internacional del sector agroalimentario.  En el marco de éste encuentro Martínez preparará algunas degustaciones para un cóctel que forma parte del programa.

Virgilio es el chef propietario y creador de Central, el restaurante ubicado en Lima, Perú, que fue electo el año pasado como el mejor restaurante de América Latina, según el ranking elaborado por la revista británica Restaurant Magazine que realiza cada año un listado de los 50 mejores de la región. Dicha revista también realiza el ranking de los 50 mejores del mundo y allí Central figura en el puesto Nº4.

De allí, es que el chef peruano es considerado actualmente el mejor de América Latina y uno de los mejores del mundo. Martínez, tiene también un restaurante en Londres, Lima London, con el cual ganó una estrella Michelin, siendo de esta manera el tercer chef con estrella Michelin que llega a Paraguay en el transcurso de este año, después de Paco Roncero, español y recientemente Mauro Colagreco, argentino.

Sin embargo, Virgilio no viene para cocinar sino para dictar una conferencia en la sede de la CONMEBOL, a partir de las 09:00, el día de mañana miércoles 15, sobre el tema: “El boom de la gastronomía regional: fuente de oportunidades para los productores de Latinoamérica y el Caribe”. A la noche habrá un cóctel para los asistentes y en la oportunidad se podrá degustar algunas preparaciones que realizará el cocinero peruano, juntamente con el chef del Hotel Bourbon, Diego Montes.

Virgilio Martínez, de 38 años de edad, vino en compañía de su esposa Pía León, quién se desempeña como jefe de cocina de Central, Lima y también de asistente de cocina. Su retorno está previsto para el día jueves en horas de la madrugada.

La venida del Nº1 de Latinoamérica se realiza en el marco de un evento denominado LAC Flavors que consiste en uno de los encuentros más importantes de la región en el sector agroalimentario que reúne a exportadores de productos alimenticios de toda América Latina y el Caribe, y a compradores internacionales de América del Norte, Europa y Asia. Se desarrolla en el local de la CONMEBOL, los días 15, 16 y 17.

Esta 7ª edición del evento es organizada por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) a través de ConnectAmericas.com, el Ministerio de Industria y Comercio y la Red de Inversiones y Exportaciones (REDIEX).  En las cinco ediciones anteriores de LAC Flavors se han generado negocios por aproximadamente $200 millones de dólares después de más de 8,000 reuniones de negocios celebradas durante los eventos.

Durante los tres días del evento, los participantes tienen la oportunidad de conocer las últimas tendencias de la industria y participar en talleres y ruedas de negocios con las empresas participantes que coincidan con sus intereses comerciales a través de reuniones comerciales uno-a-uno.  Este evento es gratuito y está reservado para usuarios registrados de ConnectAmericas que hayan completado el perfil de su empresa y se hayan sometido al proceso de verificación.

El Chef Virgilio Martínez ha elevado a la cocina peruana a una nueva dimensión, pues utiliza la gastronomía como un viaje vertical a través de paisajes de Perú, aprovechando ingredientes nativos que se originan a distintas alturas. Las montañas, mar, desierto y selva están representados como menú de degustación que se desplaza desde 25 metros por debajo del nivel del mar hasta los 4.200 metros de altura.

En el Central existen dos menú degustación: Alturas Mater, un trayecto a través de 17 elevaciones del territorio peruano y Ecosistemas Mater, un recorrido de 11 alturas. Cada paso está elaborado en base a los productos que se originan a diferentes alturas. Virgilio opta por aproximarse a la gran diversidad de los ingredientes  de un modo similar al que utilizaron los pueblos de los Andes en tiempos pre-hispánicos: a través del control vertical de pisos ecológicos.

Según esta forma alternativa de entender la geografía, se percibe el terreno no como un plano horizontal sino más bien verticalmente, de tal manera que se saca provecho de todo aquello que la flora y la fauna son capaces de ofrecer según las particularidades de cada sistema ecológico. Se puede acceder directamente a productos procedentes de altitudes variadas que comprenden desde la costa hasta la Amazonía del país. Los comensales también se pueden encontrar con ingredientes desconocidos para la mayoría de los peruanos, y mucho menos el resto del mundo.

Comments

comments

COMENTAR

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *