El Mburucuyá redobla la apuesta de los food parks

6 abril, 2017
Food Park Mburucuja (2)-2

Sobre la avenida Santísima Trinidad casi Julio Correa en pleno barrio Mburucuya se habilitó un nuevo food park, que buscar reinvindicar la imagen de estos tipos de negocios.

Después de que estuvieran en la picota por varias semanas, los food parks pasan de nuevo a la ofensiva con la habilitación de un local ubicado en el barrio Mburucuyá que sitúa en un nivel superior a este modelo de negocio. Tanto por la organización, la infraestructura, el cumplimiento de las normas municipales (no todas) y sobre todo por la propuesta gastronómica. Está todavía a prueba y ya tiene un alto poder de convocatoria.

El Food Park Mburucuyá recogió casi todas las críticas que se formularon en torno a esta modalidad gastronómica y mejoró los aspectos negativos que tienen. Con la experiencia que recogió en Food Park Asunción, Mauri García encaró el nuevo proyecto tratando de no repetir los errores que se cometieron con el primero, que fue el primero de todos los Food Parks. Lo primero que destacar es el emplazamiento.

Food Park Mburucuja (19)-2

Un pastrami de cerdo, 120 gramos de carne que se cura primero en seco son sal, pimienta, azúcar y pimenton por 3 dias. Después se ahuma por 24 horas. El resto pan mayonesa, lechuga, tomate y mostaza.

Ubicado en Santísima Trinidad casi Julio Correa, está en una zona de uso múltiple donde se permite la habilitación de un negocio de este tipo. Asentado en un predio de 6.000 metros cuadrados de los cuáles 2.000 metros cuadrados se destina a un estacionamiento, que de todas maneras no será suficiente si tienen mucha afluencia de clientes. El predio es un baldío con una buena vegetación, sin accidentes y con la amplitud suficiente como para evitar la sensación de apretujamiento en caso de que esté colmado.

En Food Park Asunción, Mauri encaró el negocio en el marco de una improvisación impuesta por el acelerado desarrollo y crecimiento que tuvo. En Mburucuyá el proyecto se hizo bajo el paraguas de una empresa que ya tuvo el tiempo necesario para la planificación. Por ejemplo, la administración se encarga de la distribución de las bebidas a todos los locatarios para facilitar las negociaciones con las empresas proveedoras que de lo contrario tendrían que estar negociando aisladamente con cada uno de los locatarios. Igualmente, planean introducir un método centralizado de pago por tarjetas y otras iniciativas que revelan una organización mucho más prolija.

Considerando las numerosas objeciones que se realizaron a los food parks, en cuanto a cumplimiento de normas municipales y sanitarias, se previeron las instalaciones adecuadas: de agua, luz, desagüe y cuenta con baños diferenciados para hombres y mujeres y con piso de porcelanato tipo shopping, como diría Mauri. Además, los puestos de comidas están mejor equipados. Existen food trucks, contenedores, kombis y casillas especiales. Uno de ellos (Wich), por ejemplo, está refrigerado, construido en un contenedor utilizado para exportación de carne. Todos tienen un importante nivel de inversión en el equipamiento.

Food Park Mburucuja (6)

El Pinche Cabrón, uno de los locales, especializado en comida mexicana. Tiene incluso una pequeña terraza abrriba del contenedor.

El lugar cuenta con un espacio central donde se ubican las mesas y sillas para los clientes. Tiene una capacidad para unas 700 personas, pero en todo el predio existen otros espacios, más pequeños,  con comodidades similares.  Para que el cliente no tenga que esperar su pedido parado frente a cada puesto se habilitó el servicio de localizadores de clientes, que son unos discos, que vibran y encienden una luz para informar que el pedido está listo. A manera de parque infantil, cuenta ahora con un amplio globo loco pero en el futuro se instalará un parque amplio porque desean atraer a toda la familia.

LO QUE HAY DE COMER

Lo de siempre: hamburguesas, sándwiches, lomitos, pizzas, etc. Ya saben luego. Pero existe una vuelta de rosca gastronómica. Por ejemplo, el encargado del marketing gastronómico es Ignacio Canillas, joven y entusiasta cocinero, autor del blog “No soy gourmet”, en fin un conocedor del tema. Además, tiene allí su marca El Baqueano, algo así como una sandwichería Premium, inventor o por lo menos difusor de toda una novedad gastronómica en nuestro medio: la hamburguesa de morcilla, que presentó durante el verano pasado en San Bernardino.

Food Park Mburucuja (26)-2

Ignacio Canillas, El Baqueano del Mburucuyá Food Truck. El es el también administrador gastronómico del lugar.

También está el chef Bruno Brusquetti, profesor del IGA, cocinero del programa televisivo Mañana Express (Canal 13), que inauguró La Burguesa, hamburguesa de autor y como novedad presenta las hamburguesas elaboradas con carne de búfalo.  Otro destacado es Alejandro Mendieta creador de Osso, parrilla urbana, una de las más gratas novedades de los últimos tiempos debido a la calidad de sus productos pero sobre todo de los precios de los mismos. La mención sigue con Fuego Sagrado, otra parrilla, que está a cargo de Claudio García, uno de los dueños originarios de Hippie Chic.

Entre las novedades está Pinche Cabrón, puesto de comida mexicana que entre sus productos ofrece un burrito gigante que se prepara en una tortilla de unos 35 centímetros de diámetro con cerca de 20 ingredientes entre carnes, verduras y salsas. También llama la atención el Pinche Sombrero, una variedad de quesadillas, tacos y burritos con sus respectivas salsas que se sirve en una vasija de arcilla, tipo sombrero mexicano. Furgo Burgers también se instaló en el lugar pero cerró el local que tenía ahí cerca, detrás del Centro Cultural Paraguayo Japonés.

Food Park Mburucuja (12)-2

Esto es un burrito gigante. Se hace con una tortilla de unos 35 centímetros de diámetro y pueden combinarse en él 20 ingredientes entre carnes, verduras y salsas.

Patagonia tiene un puesto de venta de cervezas con instalaciones especiales para el funcionamiento de sus choperas. Lomitop instaló un verdadero food truck; el conocido Combi Wey también está presente; Burme´i  con sus variados tipos de hamburguesas; Cho chan, con productos exclusivamente de cerdo; El Arriero, servicio de parrillitas y por estrategia no quisieron alquilar todos los espacios dejando varias plazas para tentar a las grandes marcas que podrían convencerse viendo el desenvolvimiento del negocio.

Food Park Mburucuyá todavía no se inauguró oficialmente. Se habilito para probar el funcionamiento. En el último fin de semana tuvieron una concurrencia de aproximadamente 1.500 personas. El martes, en un día con un pronóstico meteorológico poco favorable, hubo una asistencia respetable para un día poco propicio. Pudimos apreciar que el nivel de personas era de clase media para arriba y de todas las edades.

Los precios oscilan entre 5.000 guaraníes de los productos más baratos como los panchos hasta 35.000 y 40.000 guaraníes de algunos productos de carne a la parrilla. El local está abierto de martes a domingo de 18:00 a 01:00 pero en los fines de semana el horario se prolonga hasta las 02:00.

INTERVENCION DE AUTORIDADES

Con posterioridad a la publicación de esta nota nos enteramos que funcionarios de la Municipalidad de Asunción realizaron una intervención en Mburucuyá Food Park y efectuaron una serie de observaciones y notificaciones a los locales que allí se encuentran. La información se publicó hoy (7 de abril) en el portal que tiene en la web. Objetaron el incumplimiento de varias disposiciones de las ordenanzas municipales y dejaron sus recomendaciones. El informe sobre esa intervención puede leerse aqui.

Comments

comments

COMENTAR